jueves, 17 de noviembre de 2011

Manifiesto tuitero contra la violencia a los usuarios de las redes sociales en México


John Reed
reportingfrommexico.blogspot.com

REPORTING FROM MEXICO: Como americano mi intención no era escribir en español para la población mexicana, siendo que nadie mas que los mexicanos en México saben en realidad como esta la situación de violencia en el país.  Como americano, la idea era escribir en mi idioma para mi gente en Estados Unidos para que ellos supieran lo que en realidad esta pasando aquí en México.

Yo llegue a este país en el 2004.  Llegue a un México tranquilo y a una ciudad donde la gente andaba tarde en la noche sin temor. Ahora mi ciudad esta desértica en la noche.  Los negocios han cerrado en la zona centro y la clase comerciante emigro a los Estados Unidos. En el 2005 me toco presenciar como los Zetas llegaron a la ciudad donde vivo y como langostas arrasaron con casi todo a su paso, pero lo que nunca pensé que vería era que su maldad y métodos sanguinarios ahora se cruzaran al Internet.

En los últimos meses varios tuiteros han muerto, en manos de los Zetas, por postear comentarios en contra de ellos y toda la delincuencia organizada. Es triste que estos animales literalmente consuman con miedo a los ciudadanos de México en sus hogares con temor de expresarse o simplemente propagar la cultura de la delincuencia.

Esto se ha visto mas manifiesto en el estado de Tamaulipas.

Anoche recibí un tweet de parte de una organización en Tamaulipas, que mantendré en el anonimato, proclamando un manifiesto tuitero contra la violencia a los usuarios de las redes sociales en México.  Quiero clarificar que varios americanos que se encuentran en México como corresponsales de periódicos en Estados Unidos cuestionan que actos de violencia se estén perpetuando por el crimen organizado. Uno de ellos es un escritor del Los Angeles Times.

Les diría a mis compatriotas que una cosa es escribir artículos en la Ciudad de México en una oficina privada a viajar por los estados donde la delincuencia organizada tiene sus territorios bien establecidos.

Si no van a realizar su labor de informarle correctamente a nuestros ciudadanos en los Estados Unidos seria mejor que regresen a la seguridad de su casa. De acuerdo a ellos nada pasa en México.

Es por ello que decidí escribir mi segundo artículo en español para poder publicar su manifiesto para nuestros lectores de México.
 __________________________________________________________________
Manifiesto tuitero contra la violencia a 
los usuarios de las redes sociales en
México
 http://r3volution.mx/manifiestotuitero.pdf

Cortesia de https://twitter.com/#!/NarcoNewsMX
 
A la comunidad internacional, usuarios de las redes sociales, blogueros del mundo,
medios de comunicación y organismos mundiales y multilaterales:

Nosotros, los tuiteros y usuarios de los hashtags del noreste de México
(#reynosafollow, #nuevolaredo #matamoros #tamaulipas #mier, entre otros),
lanzamos este manifiesto al mundo para pronunciarnos ante el asesinato de uno de
nuestros compañeros, usuario de las redes sociales y amenazado por un grupo de
narcotraficantes, ocurrido en la madrugada de hoy en la ciudad de Nuevo Laredo, en
el estado de Tamaulipas. 

Con el horror que nos ha provocado, repudiamos este
hecho criminal, lo condenamos y exigimos justicia ante el silencio nacional que ya se
cierne sobre él, lo que augura una posterior etapa de olvido e impunidad.
Este asesinato es el cuarto en una lista contra tuiteros y blogueros que se ha
incrementado en menos de dos meses. Los dos primeros ocurrieron el 13 de
septiembre y correspondieron a una pareja colgada de un puente peatonal, que fue
acusada de publicar en las redes sociales denuncias contra el crimen organizado. La
tercera muerte ocurrió el 25 de septiembre, cuando una mujer periodista fue
decapitada y dejada en un espacio público, con un mensaje en el que se amenazaba a
los usuarios de las redes sociales por denunciar a los traficantes mexicanos de la
muerte.

La falta de información originada por el silencio de la prensa y de los medios locales,
las autoridades municipales de distintos niveles, así como los constantes abusos y la
violación a los derechos humanos por parte de fuerzas policiacas han llevado a
muchísimos ciudadanos a informarse y a prevenirse por medio de las distintas redes
sociales (Twitter, Facebook, etc), chats y blogs ciudadanos. Esta nueva forma de
comunicación dista mucho de la diversión y la libertad de las que se goza en otros
países. En el noreste de México, esos medios se han convertido en una forma de
protección, autogestionada por los ciudadanos para difundir y denunciar esos
hechos violentos derivados de las pugnas entre los diversos grupos criminales y las
diversas instituciones nacionales encargadas de la seguridad.
 
En ese contexto, queremos hacer manifiesto:
1. Que el clima de violencia, la censura y los abusos de las autoridades
continúan en las zonas fronterizas del noreste de nuestro país, en sitios como
Reynosa, Laredo, Matamoros y Mier, por lo que existe un alto riesgo en la
vida de cada uno de los ciudadanos residentes en esas partes de la tierra
mexicana.
 
2. Que la llamada guerra contra el narcotráfico o lucha contra el narco, lanzada
en 2006, es una ofensiva militar y policial que no ha servido para frenar la ola
de violencia que azota a nuestro país y que ya ha cobrado la vida de miles de
personas, en muchos casos no vinculada con la narcoactividad.
 
3. Que el despliegue de elementos militares en estas zonas han puesto en
evidencia que las distintas fuerzas policiales de México no han podido
controlar las llamadas zonas en conflicto.
 
4. Que es evidente que no se tienen ni los mecanismos de inteligencia ni las
estrategias o los apoyos políticos para librar ese combate. Al menos, no
mediante el uso directo de las fuerzas armadas en labores de seguridad y
combate contra la narcoactividad.
 
5. Que los medios de comunicación (locales, estatales o de alcance nacional) se
encuentran silenciados ante diversos intereses o amordazados por los
grupos criminales.
 
6. Que no existe un sistema de justicia que brinde las condiciones para atender
de manera clara y apropiada las denuncias de los ciudadanos, hacer las
investigaciones necesarias, esclarecer los crímenes que se cometen y llevar a
sus hechores hasta los tribunales de justicia para someterlos a juicio y
alcanzar justas condenas y retribuciones para las víctimas.
 
7. Que, al final de todo, nos sentimos desprotegidos ante semejantes
atrocidades y que tenemos miedo, porque la guerra ahora ya ha cobrado
víctimas hasta en el ciberespacio, que es el elemento donde nos movemos.
La lucha por el control de los territorios de la zona fronteriza se libra también en un
nuevo campo de batalla: el internet y sus redes sociales. Los grupos criminales
pretenden coartarnos la voz que hemos alzado mediante intervención a nuestras
cuentas y servidores, para secuestrarnos y llevar a cabo crímenes atroces o verter
amenazas directas contra nuestros compañeros usuarios. Eso constituye una
flagrante amenaza a la única libertad que aún nos queda, ya que los gobiernos
locales, estatales y federal se muestran indiferentes ante nuestras demandas y, sin
tomarse la molestia de verificarlo, ni siquiera creen en la verdad de los hechos que
denunciamos a través de las redes. En resumen, nos han abandonado a nuestra
suerte, en esta lucha desigual de la ciudadanía libre contra el narco.
Necesitamos garantías y seguridad en nuestras personas, para nuestras familias y
sociedad trabajadora en general. Por eso, a cada uno de ustedes le solicitamos:
 
1. Su solidaridad plena para con nuestro pueblo mexicano, que en estos
momentos está inmerso en el caos, la violencia sin límite y las violaciones a
los más elementales derechos humanos, como bien lo señala Human Rights
Watch en su informe especial presentado este mismo día.
 
 2. Que se exijan al gobierno mexicano las averiguaciones pertinentes para
esclarecer estos condenables hechos de los asesinatos de hermanos tuiteros
y usuarios de las redes sociales, ya que violentan el libre uso y la libertad de
expresión a los usuarios de las redes sociales.
 
 3. Que la prensa mexicana exija al gobierno nacional garantías para la libertad
de información, expresión y prensa, ya que el crimen, la violencia y la
corrupción están acabando no solo con el periodismo, sino con nuestros
periodistas y con el pensamiento crítico.
 
 4. Que se garantice la seguridad cibernética ante el uso de los redes sociales y
los medios de comunicación en línea, para que la ciudadanía de a pie se
pueda expresar con libertad.
 
 5. Que se forme una comisión tanto de medios informativos (agencias,
periodistas, etc.) como de instituciones no gubernamentales que funcione
como observadora internacional para garantizar la seguridad de los usuarios
y el acceso a internet.
 
 6. Que no nos dejen solos. Los necesitamos, hoy más que nunca, por lo que
abrimos una cuenta especial de comunicación en twitterermanifesto@gmail.com
 
 Frente a los asesinos y grupos que nos amenazan desde las sombras de la
impunidad les decimos que no permitiremos que silencien nuestras voces y nos
censuren con estos crímenes contra nuestros hermanos tuiteros y blogueros.
Tampoco estamos dispuestos a vivir bajo las reglas establecidas por la violencia, la
corrupción y la impunidad.
 
Con la frente en alto y nuestros equipos informáticos llenos de orgullo patrio, a esos
grupos asesinos e impunes les decimos que el internet y las redes sociales son de
nosotros los ciudadanos: son nuestros espacios, somos nosotros. Por eso, no van
silenciarnos ni van a detenernos. Honraremos a nuestros muertos, obtendremos
ayuda internacional para nuestra denuncia y trabajaremos cada día de nuestras
vidas por un México mejor.
 
twitterermanifesto@gmail.com
 
Dado para su difusión mundial en Tamaulipas, México,
 
9 de noviembre de 2011.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada